Elecciones europeas: la UE está preparada para luchar contra la desinformación

Comparte esta noticia:
Elecciones europeas: la UE está preparada para luchar contra la desinformación
  • “La UE se blinda contra la desinformación en las elecciones”
  • “Desinformación en la mira: la estrategia de la UE”
  • “Europa contraataca: medidas anti-manipulación electoral”

Las instituciones de la UE desempeñan su papel en la defensa ante la desinformación y manipulación contra la democracia en las elecciones del 6 al 9 de junio.

Las elecciones europeas son el buque insignia de la democracia europea. Como documenta el Observatorio Europeo de los Medios Digitales, los agentes de desinformación de dentro y fuera de la UE tratan de socavar la integridad del proceso electoral. Según el Eurobarómetro, el 81 % de los ciudadanos de la UE está de acuerdo en que las noticias que tergiversan la realidad o son falsas son un problema para la democracia.

Instituciones, autoridades, agentes de la sociedad civil y verificadores de datos han detectado e informado de numerosos intentos de engañar a los votantes con información manipulada en los últimos meses. Los agentes de desinformación han impulsado información falsa sobre cómo votar, han disuadido a los ciudadanos de votar y han tratado de sembrar la división utilizando temas de relevancia informativa o controvertidos. Estos intentos de engañar consisten en inundar el espacio informativo con una gran cantidad de noticias falsas y engañosas, con el objetivo de monopolizar el debate público. Los principales políticos y líderes son a menudo objetivo de campañas de manipulación. Algunas políticas europeas suelen ser objeto de desinformación, como el apoyo a Ucrania, el Pacto Verde Europeo y la migración. Los agentes de desinformación han empleado redes de cuentas falsas, así como medios de comunicación falsos o suplantados, para manipular el panorama informativo. Las recientes revelaciones del Servicio Europeo de Acción Exterior y de las autoridades nacionales de los Estados miembros de la UE incluyen las operaciones «False Facade», «Portal Kombat» y «Doppelgänger».

Un informe de investigación llamado «Operation Overload», de la compañía de software finlandesa Check First, documentó cómo cuentas sospechosas contactaron a más de 800 verificadores de datos y medios en más de 75 países para sobrecargarlos con información falsa. Basándose en un mandato claro de los dirigentes políticos, las instituciones de la UE llevan años abordando el reto de la manipulación de la información y la injerencia extranjera, incluida la desinformación. Estos esfuerzos se llevan a cabo en estrecha colaboración y coordinación entre las instituciones, y con la participación de una amplia gama de otras partes interesadas, como los Estados miembros de la UE, los medios de comunicación y los verificadores de datos y la sociedad civil. La UE está trabajando en estrecha cooperación con sus socios fuera de la UE a través de foros como el Mecanismo de Respuesta Rápida del G7. La UE ha desarrollado una caja de herramientas específica para contrarrestar la manipulación de la información y la injerencia extranjeras, que incluye un conjunto de herramientas que van desde la concienciación sobre la situación hasta la legislación y la presión diplomática. Todos estos esfuerzos siempre se realizan respetando plenamente los valores fundamentales europeos, como la libertad de expresión y la libertad de opinión.

Nuestra respuesta integral a la desinformación se centra en desarrollar políticas para reforzar nuestras democracias, sensibilizar sobre la desinformación y nuestra preparación y respuesta, desarrollar la resiliencia de la sociedad frente a la desinformación a través de la alfabetización mediática y la verificación de datos, y cooperar con otras instituciones, autoridades nacionales o terceros. Las instituciones de la UE han promovido varias actividades, incluidas campañas de sensibilización e iniciativas de alfabetización mediática, para aumentar la resiliencia de la sociedad frente a la desinformación. En este mandato, los colegisladores adoptaron legislación importante, como la Ley de Servicios Digitales, la Ley de Inteligencia Artificial y la Ley de Transparencia y Orientación de la Publicidad Política. La Ley de Servicios Digitales exige a las plataformas que evalúen y mitiguen los riesgos relacionados con la protección de los procesos electorales, como la desinformación. La Comisión la está aplicando en relación con las denominadas «plataformas en línea de muy gran tamaño». La Comisión ya ha iniciado procedimientos contra X y Meta por posibles violaciones de la Ley de Servicios Digitales relacionadas con la integridad electoral.

Noticia elaborada a partir del artículo original publicado en Parlamento Europeo

Comparte esta noticia:
Scroll al inicio