Elon Musk demanda a OpenAI y a su CEO, Sam Altman, por incumplimiento de contrato

Comparte esta noticia:
Elon Musk demanda a OpenAI y a su CEO, Sam Altman, por incumplimiento de contrato

Elon Musk, cofundador de OpenAI y reconocido empresario en el sector tecnológico, ha interpuesto una demanda contra OpenAI, su CEO Sam Altman, y otros involucrados, por lo que considera un desvío de la misión original sin fines de lucro de la organización. La controversia surge tras la asociación de OpenAI con Microsoft, que implicó una inversión de 13.000 millones de dólares y la privatización del código de los nuevos productos de inteligencia artificial generativa (AGI) de la empresa. Musk, quien se desvinculó de OpenAI en 2018 para fundar su propia empresa de IA, xAI, argumenta que este giro hacia la lucratividad y la estrecha colaboración con Microsoft viola los principios fundacionales de OpenAI, configurando un incumplimiento de contrato.

La demanda, presentada en un tribunal estatal de California, busca que OpenAI, Altman, y el cofundador Greg Brockman reembolsen las ganancias obtenidas a través de su asociación con Microsoft. OpenAI se concibió inicialmente como un baluarte ético contra los potenciales riesgos que la AGI podría representar para la humanidad, enfatizando la transparencia y el acceso público al código de sus productos. Sin embargo, la creación en 2019 de OpenAI LP, una entidad con fines de lucro dentro de la estructura organizacional de OpenAI, marcó un cambio significativo en la dirección y los objetivos de la empresa, impulsando su valoración a 90.000 millones de dólares en pocos años.

La demanda también resalta una crisis de liderazgo que resultó en la expulsión temporal de Altman, un episodio que culminó con su restitución después de la intervención de Microsoft. Esta situación ha sido interpretada como una victoria para aquellos que buscan comercializar la tecnología de inteligencia artificial, según analistas de la industria.

Aunque Microsoft, un actor clave en la financiación y colaboración con OpenAI, no ha sido nombrado como acusado en la demanda, su influencia y beneficios económicos derivados de la relación con OpenAI son cuestionados en la denuncia. Musk ha expresado previamente su disposición a emprender acciones legales contra Microsoft, acusándola de utilizar contenido de X (anteriormente conocida como Twitter) para entrenar sus herramientas de IA.

La demanda de Musk contra OpenAI y Altman destaca la tensión entre los objetivos originales sin fines de lucro de OpenAI y su evolución hacia una entidad orientada al beneficio. Este caso pone de manifiesto los desafíos éticos y legales que enfrenta el desarrollo de la inteligencia artificial y su impacto en la sociedad.

Lea el artículo original en CNN en Español.

Comparte esta noticia:

Elon Musk demanda a OpenAI y a su CEO, Sam Altman, por incumplimiento de contrato

Scroll al inicio