“Europa tiene el serio riesgo de quedarse atrás en la IA”: Francisco Uría (KPMG)

Comparte esta noticia:
“Europa tiene el serio riesgo de quedarse atrás en la IA”: Francisco Uría (KPMG)

Francisco Uría, de KPMG, advierte que Europa corre el riesgo de quedarse atrás en la carrera de la inteligencia artificial debido a la regulación excesiva. Durante un evento de CincoDías, destacó la importancia de equilibrar la protección de los derechos ciudadanos con la innovación para mantener la competitividad frente a Estados Unidos y China.

La inteligencia artificial, especialmente la generativa, está lista para transformar la economía, incluida la banca. Francisco Uría, director global de banca y mercados capitales en KPMG, destacó en el foro CREO de CincoDías la enorme oportunidad que representa esta tecnología. Sin embargo, advirtió sobre la importancia de la regulación en su justa medida: “Europa tiene el serio riesgo de quedarse atrás”.

Uría resaltó que, aunque no es necesariamente negativo que la Unión Europea tenga más regulación que competidores como Estados Unidos o China, hay un riesgo en tener “mucha más regulación”. Señaló que proteger los derechos de los ciudadanos es esencial, pero es crucial encontrar un equilibrio cuidadoso para no frenar la innovación. Advirtió que los grandes actores con los que compite Europa no tienen una regulación “ni remotamente comparable”.

Uría también abordó el tema del momento en la banca: la OPA lanzada por el BBVA sobre el Banco Sabadell. Subrayó la importancia de diferenciar entre “bancos y servicios bancarios”, destacando la relevancia de un mercado interior de servicios bancarios y la necesidad de entidades de mayor tamaño para facilitar la consolidación.

En cuanto al potencial tecnológico del sector, Uría señaló la asignatura pendiente que supone la monetización de los datos por parte de los bancos. Explicó que estos llevan décadas recopilando datos que a veces no son del todo fiables. El reto es mejorar su calidad y, posteriormente, monetizarlos. Los datos son esenciales para predecir comportamientos de los clientes y ofrecer productos y servicios adecuados a sus necesidades.

La transformación tecnológica del sector también multiplica las amenazas. Uría mencionó que la delincuencia se ha vuelto “mucho más sofisticada” con el proceso digital y alabó el sistema español de colaboración público-privada. Las entidades deben estar preparadas para reaccionar rápidamente, ya que los ataques cibernéticos son numerosos y constantes.

Noticia elaborada a partir del artículo original publicado en Cinco Días

Comparte esta noticia:
Scroll al inicio