La ley europea de IA vuelve a protagonizar el debate en el Parlamento y avanza en su camino legislativo

Comparte esta noticia:
La ley europea de IA vuelve a protagonizar el debate en el Parlamento y avanza en su camino legislativo

El pasado 8 de diciembre, durante la presidencia española del Consejo de la Unión Europea, Europa celebró uno de los grandes hitos que marcarán el devenir de la historia de la región. Ese día, rozando la madrugada, se alcanzó un acuerdo entre el Consejo, el Parlamento y la Comisión sobre el borrador de la primera ley de inteligencia artificial de la región. Tras tres días de intensas negociaciones, donde se alcanzaron las 40 horas, a las que precedieron otros cuatro trílogos, este reglamento pionero, en el que los reguladores llevan trabajando casi cuatro años, dio un primer paso para convertirse en realidad. A través de esta norma, Europa busca garantizar que los sistemas de IA que operen o sean usados en este mercado lo hagan acorde a los derechos y valores del ecosistema comunitario, a la vez que se estimula y promueve la innovación.

Uno de los primeros hitos en este camino se produjo el pasado mes de febrero, cuando el Comité de Representantes Permanentes (COREPER), compuesto por las personas designadas por cada uno de los estados miembros para personificar su posición ante la Unión Europea, volvió a reafirmar su apoyo a esta normativa. Esta “luz verde” fue decisiva, ya que, semanas antes, se propagaron diversos rumores que señalaban que algunos países podrían retirar su apoyo a esta ley debido a las dudas que tenían sobre su posible impacto en el tejido innovador y empresarial. Finalmente, no hubo oposición y este organismo dio el visto bueno al documento.

Ahora, apenas un mes después, le toca el turno a la Eurocámara, que hoy se reúne en la sede de Estrasburgo para debatir sobre esta materia y mañana vota sobre la misma en su sesión plenaria. A pesar de que no se espera ninguna sorpresa en esta conversación, las expectativas son altas, ya que, de salir adelante, se alcanzaría un nuevo hito que acercaría, aún más, la aplicación efectiva de esta ley.

Aunque esta legislación ha sido hartamente celebrada, la verdad es que poco se conoce sobre las especificidades que contiene más allá de lo que han dejado entrever sus impulsores en diferentes entrevistas. Entre ellas, el enfoque que se adopta que, en este caso, está basado en el riesgo, dividiendo los diferentes usos en categorías que indican la peligrosidad que entrañan y elaborando una lista limitada de aplicaciones de la IA que se prohibirán de forma terminante debido al peligro “inadmisible” que plantean para los usuarios.

Información extractada del artículo original publicado en El Español

Comparte esta noticia:

La ley europea de IA vuelve a protagonizar el debate en el Parlamento y avanza en su camino legislativo

Scroll al inicio